Tierra del Fuego

Tierra del Fuego
El clima en esta región es bastante inhóspito. Es subpolar oceánico (clasificación climática de Köppen Cfc) con cortos y frescos veranos y largos, húmedos y moderados inviernos: el nordeste se caracteriza por fuertes vientos y poca precipitación; en el sur y oeste es muy ventoso, brumoso y húmedo la mayor parte del año y son pocos los días del año sin lluvia, aguanieve, granizo o nieve. En la Isla de los Estados, 230 km al este de Ushuaia recibe 1400 mm de lluvia. Las precipitaciones son más fuertes en el extremo oeste, 3000 mm anuales.

 

Las temperaturas son muy uniformes a lo largo del año: en Ushuaia apenas sobrepasan los 9 °C en verano y promedian 1 °C en invierno. Las nevadas pueden ocurrir en verano. Los fríos y húmedos veranos ayudan a preservar los antiguos glaciares. Las islas más australes poseen clima subantártico típico de Tundra que hace el crecimiento de árboles imposible.
En cuanto a la población precolombina, el archipiélago fueguino ha estado habitado por el Homo sapiens sapiens desde hace unos 10.000 años. El primer poblamiento fue obra de paleoamericanos, los cuales habrían sido los antepasados de los yámanas, los mánekenks y quizás parcialmente de los kawéskar, vulgarmente llamados alacalufes.

En cuanto a la población precolombina, el archipiélago fueguino ha estado habitado por el Homo sapiens sapiens desde hace unos 10.000 años. El primer poblamiento fue obra de paleoamericanos, los cuales habrían sido los antepasados de los yámanas, los mánekenks y quizás parcialmente de los kawéskar, vulgarmente llamados alacalufes.
Actualmente habitan en ella un número reducido de descendientes de los fueguinos.

Entre la fauna no doméstica o silvestre se reconocen las siguientes especies:

Tetrápodos: guanacos (que fueron importantísimos para la economía de la cultura shelknam), el culpeo fueguino o zorro colorado fueguino, el tucu-tucu (roedor), y el huillín (especie de nutria nativa) y roedores menores como lauchas y ratones. Entre la fauna introducida destacan el zorro gris patagónico, el conejo de Castilla, la rata almizclera, el castor americano,27 y el visón americano. El castor en particular ha producido un severo daño ecológico en la zona.28

Pinnipedos: el litoral fueguino es frecuentemente visitado por lobos marinos, focas leopardo y elefantes marinos. Se reconocen numerosas colonias de los primeros, y algunas pocas de los dos últimos (elefantes marinos en Bahía Ainsworth y focas leopardo en la costa sur de Cordillera Darwin, en el canal Beagle).

Cetáceos: algunas especies de misticetos y odontocetos circulan en los mares que rodean a la isla Grande, entre ellos ballenas minke, ballena franca austral, toninas, orcas, cachalotes y ballenas piloto.

Aves: entre las numerosas aves tanto de hábitat marino como terrestre, lacustre y palustre se pueden enumerar los cóndores, águilas, halcones, agachadizas, lechuzas, gorriones, zorzales, palomas, cauquenes, karankas, cormoranes, pingüinos (rey, de magallanes, de barbijo), ostreros, macaes, gaviotas, gaviotines, albatros, petreles, etc.

Reptiles: sólo se conoce una especie de lagartija, que habita en la zona esteparia al norte del río Grande.

Anfibios: apenas una especie habita en la isla, y sólo en el sector chileno, es el sapito de tres rayas, siendo además el anfibio más austral del mundo.

Tierra del Fuego

Related posts:

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *